jueves, 12 de agosto de 2010

Poetas Latino-AméricaNos: Eduardo Galeano / selección

Alineación al centro





EDUARDO GALEANO


Eduardo Galeano, escritor uruguayo nacido en la ciudad de Montevideo en el año 1940, vivió exiliado durante la dictadura militar de su patria. Eduardo Galeano es un narrador que describió la historia de nuestro tiempo desde la fábula y la crónica poética de su notable inspiración latinoamericana. La extensa obra de Eduardo Galeano ha sido traducida a numerosas lenguas y también merecedora de importantes premios internacionales. Entre los libros más destacados de Eduardo Galeano podemos citar: Las venas abiertas de América Latina, Memoria del Fuego, La canción de nosotros y El libro de los abrazos.


RESURRECCIONES / 4

Peca el que miente, dice Ernesto Cardenal, porque roba verdad a las palabras. Allá por 1524, fray Bobadilla hizo una gran hoguera en la aldea de Managua y arrojó a las llamas los libros indígenas. Esos libros estaban hechos en piel de venado, en imágenes pintadas con dos colores: el rojo y el negro. Hacía siglos que a Nicaragua la venían mintiendo, cuando el general Sandino eligió esos colores, sin saber que eran los colores de las cenizas de la memoria nacional.

EL ARTE Y EL TIEMPO

Quiénes son mis contemporáneos? –se pregunta Juan Gelman. Juan dice que a veces se cruza con hombres que huelen a miedo, en Buenos Aires, París o donde sea, y siente que esos hombres no son sus contemporáneos. Pero hay un chino que hace miles de años escribió un poema, acerca de un pastor de cabras que está lejísimo de la mujer amada y sin embargo puede escuchar, en medio de la noche, en medio de la nieve, el rumor del peine en su pelo; y leyendo ese remoto poema, Juan comprueba que sí, que ellos sí: que ese poeta, ese pastor y esa mujer son sus contemporáneos.

LLORAR

Fue en la selva, en la amazonia ecuatoriana. Los indios shuar estaban llorando a una abuela moribunda. Lloraban sentados, a la orilla de su agonía. Un testigo, venido de otros mundos, preguntó:
-¿Por qué lloran delante de ella, si todavía está viva?
Y contestaron los que lloraban:
-Para que sepa que la queremos mucho.

EL AIRE Y EL VIENTO

Por los caminos voy, como el burrito de San Fernando, un poquito a pie y otro poquito andando. A veces me reconozco en los demás. Me reconozco en los que quedarán, en los amigos abrigos, locos lindos de la justicia y bichos voladores de la belleza y demás vagos y mal entretenidos que andan por ahí y por ahí seguirán, como seguirán las estrellas de la noche y las olas de la mar. Entonces, cuando me reconozco en ellos, yo soy aire aprendiendo a saberme continuado en el viento. Me parece que fue Vallejo, César Vallejo, quien dijo que a veces el viento cambia de aire.
Cuando yo ya no esté, el viento estará, seguirá estando.



Las narraciones seleccionadas corresponden a El libro de los abrazos de Eduardo Galeano, Editorial Catálogos

No hay comentarios:

Publicar un comentario